Raul Barral Tamayo's Blog

Pasen Y Vean [R]

Conversaciones con Dios I de Neale Donald Walsch – Apuntes Breves

Posted by Raul Barral Tamayo en Martes, 2 de septiembre, 2008


Cogí este libro de casualidad en una de esas típicas rondas de inspección de qué libros hay donde te encuentras, en ese caso era El Corte Inglés, me llamó la atención y se convirtió en unos de los libros que más he disfrutado en los últimos años.

Compré la segunda y tercera parte de este libro también pero hay una personilla que no me parece que me los vaya a devolver por ahora al menos :). Da igual, de los dos que completan el “círculo” los comentaré en una entrada en inglés ya que luego me pillé una edición buena en idioma original, siempre que sea posible es mejor leer el original, ¿no?.

“Había llegado al límite de su resistencia. Se encontraba en ese momento en el que el dolor, el peor dolor, el que produce la soledad del espíritu, amenazaba con desbordarse en la más insondable desesperación. ¿Qué mejor prueba podía tener de la inexistencia de Dios que su insensato sufrimiento? No podría, en su soledad, reclamarle como interlocutor? Este último gesto de esperanza obró el milagro” …

Algunas de las cosillas que aprendí leyendo este libro que no tienen porque ser ni ciertas ni falsas ni todo lo contrario:

  • El primer volumen trata principalmente de temas personales, centrado en los desafíos y oportunidades de la vida de un individuo.
  • El segundo se ocupa de temas más generales, relativos a la vida geopolítica y metafísica del planeta.
  • El tercero trata de las verdades universales de orden superior, así como de los desafíos y oportunidades del alma.
  • El sentimiento es el lenguaje del alma.
  • Vuestro Pensamiento más Elevado, vuestra Palabra más Clara, vuestro Sentimiento más Grandioso, son siempre Míos. Todo lo demás procede de otra fuente.
  • Mi mensajero más potente es la experiencia, e incluso a ésta la ignoráis; especialmente a ésta la ignoráis.
  • No puedo deciros Mi Verdad hasta que vosotros dejéis de decirme las vuestras.
  • Escucha tus sentimientos. Las palabras constituyen el vehículo de Verdad menos fiable.
  • La oración correcta no es nunca de súplica, sino de gratitud.
  • Dios es el observador, no el creador.
  • La función de Dios no es crear, o dejar de crear, las circunstancias o condiciones de vuestra vida. Dios dio el libre albedrío para hacer con la vida lo que queráis.
  • Vuestra voluntad respecto a vosotros es la Voluntad de Dios respecto a vosotros.
  • Estáis viviendo vuestra vida del modo como la estáis viviendo y Yo no tengo ninguna preferencia al respecto. Es una grandiosa ilusión que Dios se “preocupa” de un modo u otro por lo que hacéis.
  • La segunda gran ilusión es que el resultado de la vida es dudoso.
  • Está en la naturaleza de las personas amara, luego destruir y luego amar de nuevo aquello que más aprecian.
  • El secreto más profundo es que la vida vida no es un proceso de descubrimiento, sino un proceso de creación.
  • La vida es una oportunidad para vosotros de saber experimentalmente lo que ya sabéis conceptualmente. No necesitáis aprender nada al respecto. Necesitáis simplemente recordar lo que ya sabéis y obrar en consecuencia.
  • Sólo hay una razón para hacer algo: que eso sea una afirmación ante el universo de Quién Sois.
  • No juzgues, ni condenes, puesto que no sabes por qué ocurren las cosas, ni con qué fin.
  • El infierno es la experiencia del peor resultado posible de vuestras elecciones, decisiones y creaciones.
  • Las leyes son muy sencillas: el pensamiento es creador, el temor atrae la energía semejante y el amor es todo lo que hay.
  • El temor es el otro extremo del amor.
  • Los Maestros son aquellos que han elegido sólo el amor. En cualquier caso, momento y circunstancia.
  • Hitler fue al Cielo. Cuando entiendas esto, entenderás a Dios.
  • Si hubiera algo parecido al pecado sería esto: permitiros a vosotros mismos haber llegado a ser lo que sois por la experiencia de los demás. Negáis vuestra propia experiencia en favor de lo que os han dicho que penséis.
  • No estáis dispuestos a considerar equivocados a vuestros maestros.
  • La divinidad no tiene necesidades, ni obediencia ni culto.
  • Te lo aseguro: todo lo que ves en tu mundo es el resultado de tu idea sobre ello.
  • ¿Quieres que tu vida despegue? Empieza a imaginártela del modo como quieres que sea y trata de alcanzarlo. Examina cada pensamiento, palabra y obra que no se muestra en armonía con esa idea y aléjalos de ti.
  • Ninguna circunstancia del universo es buena o mala, simplemente es, de modo que deja de hacer juicios de valor.
  • Todas las circunstacias son transitorias. Nada se mantiene igual, nada permanece estático. De qué manera cambie, es algo que depende de ti.
  • Todos los Maestros saben por adelantado que la obra se ha realizado.
  • No existen los Diez Mandamientos ni nada parecido.
  • No existe ese “ir al Cielo” ni nada semejante. Sólo existe una certeza de que ya estás allí.
  • La iluminación consiste en enetender que no hay ningún sitio adonde haya que ir, nada que se tenga que hacer, ni nadie que se tenga que ser, excepto precisamente quien uno está siendo en este momento.
  • Aquello a lo que te resistas, persistirá; aquello que mires, desaparecerá.
  • Lo que sucede es meramente lo que sucede. Pero lo que uno piense de ello es otra cuestión.
  • El “destino” no es más que el conjunto de todos los pensamientos: en otras palabras, la conciencia del Planeta.
  • Prefiriríais ver a un hombre agonizando sin un gemido en el campo de batalla que a una mujer haciendo el amor con muchos gemidos en la calle.
  • Elige, pero no desees.
  • Un Auténtico Maestro no es aquel que tiene más discípulos sino aquel que crea más Maestros.
  • En el momento crítico de toda relación humana, sólo hay una pregunta: ¿qué haría el Amor?, ninguna otra pregunta tiene la menor importancia para vuestra alma.
  • La mayoría de vosotros no sois auto-creadores, sino criaturas de la costumbre, criaturas de otros creadores.
  • La obediencia no es creación; por lo tanto, nunca puede producir la salvación.
  • Sólo los humanos juzgáis, y, puesto que vosotros lo hacéis, suponéis que Yo lo hago. Pero Yo no lo hago; y ésta es una gran verdad que no podéis aceptar.
  • Nadie hace nada que no quiera hacer.
  • El sexo es alegría y muchos de vosotros habéis hecho del sexo algo totalmente diferente.
  • Yo no os he dado nada que sea deshonroso; y menos vuestro propio cuerpo y sus funciones. No hay ninguna necesidad de ocultar vuestro cuerpo ni sus funciones; ni vuestro amor a ellas, y a los demás.

Enlaces relacionados:

Después de este libro fui comprando todos los demás libros de este tío poco a poco por lo que quiere decir que lo recomiendo jeje, son libros de “espiritualidad”, por lo que fácilmente puede ser una tomadura de pelo pero bueno en ese caso sería una tomaduras de pelo mu bonita jeje y a cosas peores lo llaman arte.

Las notas tal cual extraídas del libro es normal que le parezcan absurdas a quien no haya leído el libro, no te quites de darle una oportunidad por ese motivo, espero que mi selección no parezca toda absurda tal cual.

raul

Anuncios

6 comentarios to “Conversaciones con Dios I de Neale Donald Walsch – Apuntes Breves”

  1. […] Conversaciones con Dios I de Neale Donald Walsch. […]

  2. […] Conversaciones con Dios I de Neale Donald Walsch. […]

  3. […] Conversaciones con Dios I de Neale Donald Walsch. […]

  4. […] Conversaciones con Dios I de Neale Donald Walsch. […]

  5. […] Conversaciones con Dios I de Neale Donald Walsch. […]

  6. […] Conversaciones con Dios I de Neale Donald Walsch. […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: