Raul Barral Tamayo's Blog

Frases Llenas

  • Calendario

    julio 2009
    L M X J V S D
     12345
    6789101112
    13141516171819
    20212223242526
    2728293031  
  • Estadísticas

    • 1.162.725 páginas vistas
  • Archivos

  • Últimos Posts Más Vistos

  • Top Últimos Clicks

Ahora hablaré de mí de Antonio Gala – Apuntes Breves

Posted by Raul Barral Tamayo en lunes, 13 de julio, 2009


No es una colección de opiniones, ni una biografía; no es un memorándum, ni un vademécum. Es todo eso y mucho más. Es, según su autor, un relato que, como en un puzzle, reconstruye «la frágil y enigmática mesa de los recuerdos», recuerdos que no son tan inocentes como las piezas de un rompecabezas, pero que en cada capítulo trazan el camino de la vida de Antonio Gala.

Aspira el autor » a que sea una conversación con el lector, preguntándole o respondiendo a sus preguntas deshilvanadamente; a una conversación susceptible de ser interrumpida y, reanudada, susceptible de comenzar muy lejos del principio o incluso por el fin».

Porque «en mi vida, ha llegado la hora de jugar un poquito a un juego en el que siempre se necesitan compañeros: el de la evocación y la anécodta, alejados de las solemnes categorías que en otros libros me ocuparon».

Algunas de las cosillas que aprendí leyendo este libro que no tienen porque ser ni ciertas ni falsas ni todo lo contrario:

  • Es una acumulación de hechos de los que me acuerdo.
  • Si hay pasiones innatas, yo he tenido una: la del automovil.
  • Hasta que don Santiago de repente se soltó: «Es que usted, don Antonio, no aprenderá a conducir, nunca jamás».
  • Con frecuencia me cuestiono por qué he mantenido siempre tan excelentes relaciones con los alcaldes.
  • Creo que escribo porque lo necesito para sentirme vivo. No es una vocación para mí, sino un destino.
  • Si mis primeros colaboradores son la soledad y el silencio, los últimos en el tiempo son precisamente los lectores.
  • El acto de la creación lleva en sí su propia dicha y su propia desdicha, la compañía y la soledad.
  • Casi todo el mundo cree que su vida es una verdadera novela.
  • Buena parte de mi vida la he consumido en escribir comedias.
  • Yo no suelo visitar jamás un teatro en que se esté representando una obra mía.
  • La medicina me gustaba más para estudiarla más que para ejercerla.
  • Yo era un niño lector.
  • Yo he leído, como todo el mundo, que su vida, en los últimos segundos, pasa por la mente del agonizante igual que una película. Mi vida se me representó, pero no de manera sucesiva como una historia cinematográfica, sino de manera simultánea. Y además lo que yo vi no tenía nada de grandioso ni de importante ni de significativo según el sentido habitual.
  • Pertenezco a una familia insomne.
  • Cuando veo a alguien dormir profundamente u oigo decir de alguien que lo hace lo envidio y lo detesto con todo mi corazón.
  • Me confieso muy amigo de los perros y de las personas que los tienen.
  • Siempre he pensado que Dios es mucho menos prudente que los hombres, religiosos o laicos.
  • Creo que he sido siempre un anarquista comprensivo.
  • Uno de los políticos más interesantes que he conocido es Gorbachov.
  • Yo soy supersticioso. Recientemente dije yo que soy tan supersticioso que el día menos pensado terminaría por hacerme católico.
  • Durante mucho tiempo llevé, colgados de una cadena de plata, una cincuentena de amuletos de todas las culturas.
  • Quizás uno de los escritores con los que mejor me llevo, a pesar de sus rarezas infinitas, sea Terenci Moix.
  • El hecho de no tener trato frecuente con escritores no quiere decir, al contrario, que los deteste.
  • No extrañará a nadie que haya doce sociedades protectoras de animales que llevan mi nombre en España.
  • La humanidad siempre se ha drogado.
  • A veces pienso que todo lo aprendí viajando.
  • No he tenido muchas ilusiones en mi vida. Una ha sido la ciudad de Samarkanda.
  • Después del amor, probablemente sea del dolor de lo que más he escrito.
  • Hay gente que está convencida de que hemos nacido para sufrir, de que el mundo es un valle de lágrimas. Siento por ella una gran conmiseración y una invencible antipatía.
  • Quizá lo que muchos llaman felicidad tienda a llamarla yo serenidad.
  • El amor perfecto sería una amistad con momento eróticos.
  • El amor es un trabajo consistente en ayudar a que alguien se cumpla y que, al hacerlo nos cumple a nosotros mismos.
  • Se ame como se ame, todo y siempre es arder. Siempre.

Enlaces relacionados:

raul

2 respuestas hasta “Ahora hablaré de mí de Antonio Gala – Apuntes Breves”

  1. […] Ahora hablaré de mí de Antonio Gala. […]

    Me gusta

  2. […] Ahora hablaré de mí de Antonio Gala. […]

    Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

 
A %d blogueros les gusta esto: