Raul Barral Tamayo's Blog

Pasen Y Vean [R]

Grietas del sistema de Raghuram G. Rajan – Apuntes Breves

Posted by Raul Barral Tamayo en Lunes, 31 de octubre, 2011


En 2005, cuando Raghuram Rajan era jefe de economistas del FMI, presentó a los principales líderes del sector financiero y político un informe de título premonitorio:  “¿El desarrollo financiero está construyendo un mundo más expuesto al riesgo?”. La conclusión era afirmativa, no obstante, nadie tomó en consideración aquel informe.

Hoy, tras la evidencia, la pregunta que ahora cabe hacerse es si puede volver a repetirse una crisis de igual magnitud. Grietas del sistema, ganador del prestigioso premio Financial Times/Goldman Sachs al mejor libro del año 2010 , es el más certero análisis escrito hasta la fecha sobre la situación real de la economía mundial y, especialmente, de las amenazas que aún se ciernen sobre ella.

Rajan muestra cómo las decisiones individuales que convergieron en la crisis, llevada a término por banqueros, gobiernos y particulares, no eran más que decisiones racionales dentro de un sistema financiero global defectuoso en el que la asunción de ciertos riesgos revertía en unos incentivos desproporcionados.

Según el autor, aquellas fallas que existían en el año 2005 todavía no han sido corregidas y por tanto se corre un riesgo real de que se repita la situación. En el libro, identifica y establece cuáles son las decisiones que hay que tomar para reestructurar y estabilizar la economía mundial y así poder garantizar una prosperidad duradera.

Raghuram G. Rajan (Bopal, India) es catedrático de finanzas en la Universidad de Chicago y en el período comprendido entre los años 2003 y 2007 fue economista jefe del Fondo Monetario Internacional. Asimismo, es profesor visitante del Massachusetts Institute of Technology (MIT) y de la Sloan School of Management, dos de las instituciones de mayor prestigio del mundo. Ha dirigido las reformas económicas de la India y actualmente asesora al ministro indio de economía, al Banco Mundial y a la Reserva Federal.

Algunas de las cosillas que aprendí leyendo este libro que no tienen porque ser ni ciertas ni falsas ni todo lo contrario:

  • No es del todo cierto que nadie viera venir la crisis. El problema no fue nadie alertara sobre los peligros, sino que los que se beneficiaban de una economía sobrecalentada carecían de incentivos para prestar atención.
  • Aunque creo que las ideas básicas del sistema de libre empresa son razonables, las fracturas que han precipitado esta crisis son indudablemente sistémicas.
  • Lo que resulta más alarmante es que cada uno de nosotros hizo lo más sensato de acuerdo con los incentivos que teníamos.
  • El chollo finalmetne llegó a su fin cuando la Reserva Federal aumentó los tipos de interés y detuvo el aumento de los precios de la vivienda que había sostenido los préstamos frenéticos.
  • El primer tipo de fractura es la creciente desigualdad de las rentas en Estados Unidos.
  • No es la primera vez en la historia que la expansión crediticia se ha utilizado para mitigar las preocupaciones de un grupo que se está quedando atrás, ni tampoco será la última.
  • La fuente de la segunda fractura es la excesiva dependencia del consumo exterior, la capacidad de estos países (Alemania, Japón y China) para suministrar bienes refleja una grave debilidad en el camino del crecimiento.
  • Tomar prestadas grandes cantidades de dinero de los países industrializados para financiar la inversión es buscarse problemas.
  • Estados Unidos está especialmente mal preparado para las recuperaciones sin empleo. Normalmente, las prestaciones por desempleo sólo duran seis meses. Como el seguro médico ha estado tradicionalmente vinculado al empleo, un trabajador en paro se arriesga a perder el acceso a una atención médica asequible.
  • El problema principal del capitalismo de libre empresa en una democracia moderna siempre ha sido cómo mantener el equilibrio entre el papel del gobierno y el del mercado. El problema deriva de la incompatibilidad fundamental entre los objetivos del capitalismo y los de la democracia.
  • No queremos volver a las vacas flacas y al aburrido sector bancario de nuevo. Queremos unas finanzas innovadoras, dinámicas, pero sin el exceso de riesgo ni la conducta indignante. Eso será difícil de conseguir, pero realmente vale la pena.
  • Tenemos dos razones para la esperanza: el progreso tecnológico resuelve problema que han sido esquivos durante siglos, y las reformas económicas han incorporado a la economía moderna a muchísimas personas pobres.
  • Una posible explicación del relativo apalancamiento en la educación es que puede haber un límite natural a la cantidad de instrucción que la población puede absorber.
  • Los estudios demuestran que normalmente las personas instruidas cuidan mejor de su salud, son menos propensas a cometer actividades criminales y suelen participar más en la vida política y cívica.
  • Si Estados Unidos se queda rezagada en materia educativa, disminuye la calidad de su sociedad. Una educación de calidad en una universidad privada está fuera del alcance de las familias de clase media.
  • La ventaja engendra más ventaja.
  • Las políticas de “exprimir a los ricos” no han sido demasiado populares entre los más pobres de Estados Unidos porque quizá se ven a sí mismos como finalmente ricos.
  • En Estados Unidos los individuos no son mucho más móviles entre categorías salariales que en los países europeos.
  • El crédito fácil tiene beneficios importantes, positivos, inmediatos y ampliamente distribuidos, mientras que los costes pertenecen todos al futuro.
  • El populismo y el crédito son aliados bien conocidos en todo el mundo.
  • Pocas “soluciones” consiguen más apoyo y promesas primero, y desembocan en más reproches después, que abrir el grifo del crédito.
  • La ayuda conduce a la dependencia, al endeudamiento y a un gobierno deficiente, y muy pocas veces al crecimiento.
  • Los inmigrantes ilegales y los trabajadores extranjeros no votan, pero son esenciales para la economía, los primeros porque a menudo realizan trabajos que nadie desea en épocas de bonanza, y los segundos porque son la fuente de las importaciones baratas que han permitido elevar el nivel de vida en general, pero muy especialmente el de los sectores de rentas más bajas.
  • Muchas de las actuales naciones ricas lo son porque durante mucho tiempo experimentaron n crecimiento sostenido, y no porque se desarrollaran con especial rapidez.
  • En los países pobres hace falta alguna cosa más para que la maquinaria y las personas con formación maximicen la productividad y los países prosperen. Carecen de la estructura organizativa necesaria para desplegar grandes cantidades de capital físico de forma efectiva.
  • La extensión de la intervención gubernamental es la diferencia crítica entre los pioneros del desarrollo y muchos de los que se desarrollaron más tarde.
  • En el gobierno los incentivos no van dirigidos a utilizar los recursos de forma eficiente. El papel básico del gobierno es asegurar que la superestructura que facilita la actividad privada funciona de forma eficiente.
  • La contribución fundamental de Hayek fue reconocer que los precios del mercado son importantes a la hora de agregar información sin el sesgo de limitaciones organizativas.
  • La intervención gubernamental para crear sólidas empresas nacionales debe ir acompañada de medidas para que demuestren su valía a través de las exportaciones.
  • China probablemente se convertirá en la mayor economía mundial en una o dos décadas.
  • Pocos países tienen suficiente disciplina para gestionar con mesura préstamos y gastos al mismo tiempo que incurren en grandes déficits comerciales.
  • En el mundo perfecto imaginado por los economistas, la inversión de un país no tendría que depender de sus ahorros.
  • En un país cuanto mayor es la inversión financiada con fuentes exteriores por oposición a los ahorros nacionales, más lento es el crecimiento.
  • La crisis del sudeste asiático fue en gran medida el resultado de una inversión excesiva, en bienes inmuebles comerciales y también en manufacturas.
  • La fractura se hace más profunda: la separación entre los países en desarrollo.
  • Es de tontos sucumbir a la tentación de los bienes baratos y el dinero fácil: el gasto rápido alimentado por la deuda invariablemente acaba en llanto.
  • La preocupación de alguien que pierde el trabajo en Estados Unidos consiste en la falta de atención sanitaria universal o de seguros médicos privados asequibles. Las aseguradoras privadas pueden rehusar la cobertura a una persona si tiene alguna dolencia médica preexistente.
  • Una crisis brinda a los supervisores una excusa para librarse del personal inútil. Las empresas utilizan las recesiones para limpiar la casa de forma eficaz.
  • La gente está más dispuesta a pagar impuestos para beneficiar a personas como ellos mismos, y no a grupos con los que no se identifican.
  • Los estadounidenses son tan generosos con la beneficiencia porque tienen un mayor control sobre quiénes son los beneficiarios.
  • Los intereses comerciales y el poder del dinero siempre han sido una fuerza importante en Estados Unidos.
  • Los empresarios normalmente no son personajes dickensianos desalmados, que exprimen hasta la última gota de sangre a sus trabajadores.
  • Los grandes impactos económicos adversos tienen poderosos efectos en la conciencia colectiva nacional porque todo el mundo resulta afectado por igual. Por lo tanto, ofrece oportunidades de cambio.
  • La seguridad de una persona se produce a expensas de la oportunidad o la eficiencia de otra, y una buena legislación tiene que ser cuidadosa para lograr el equilibrio adecuado.
  • John Maynard Keynes sostenía que las crisis eran provocadas por un déficit en la demanda, y que los gobiernos podían desempeñar un papel en la recuperación aumentando el gasto, financiado por los déficits presupuestarios corrientes.
  • Cuando los políticos ejercen la libertad de acción en tiempos de gran necesidad, la situación desemboca en el abuso creativo.
  • Los políticos sacan todos sus proyectos favoritos durante las recesiones, además de algunos otros, bajo el disfraz del estímulo para apoyar la recuperación.
  • La investigación sobre el cáncer probablemente no creará muchos empleos a corto plazo; sería más apropiado que el dinero se gastara lentamente en lugar de despilfarrarse en propuestas alocadas rescatadas del fondo del cajón de los investigadores como respuesta a un anuncio de nuevos fondos destinados a becas.
  • Los estímulos fiscales discrecionales suelen basarse en ideologías y en obligaciones o intereses pasados, en lugar de estar en sintonía con las necesidades del momento.
  • En la práctica las administraciones utilizan la sombra de la recesión para hacer lo que siempre han querido.
  • La política ideal del banco central es mantener la economía perpetuamente en su tasa de crecimiento potencial.
  • Para los que creen que la Reserva Federal es demasiado independiente, la idea de que esté sometida a la presión política es inaceptable. El Congreso presiona sin cesar.
  • La señal de alarma clave ante un crecimiento insostenible de los precios de los activos es un crecimiento complementario del crédito.
  • El sentido de los modelos económicos es crear simplificaciones útiles de la economía que nos permitan analizar lo que podría suceder con políticas y condiciones variables.
  • El sistema político estadounidense es profundamente sensible al crecimiento del empleo debido a las débiles redes de seguridad de la economía.
  • Ninguna economía moderna debería obligar a los trabajadores a perder su empleo para tomar esas decisiones tan dolorosas como escoger a cuál de sus hijos proteger con un seguro médico.
  • Muy pocos tienen mejor olfato para las buenas oportunidades de hacer dinero que los banqueros.
  • Adam Smith: “no es de la benevolencia del carnicero, el cervecero o el panadero que esperamos nuestra comida, sino de su respeto por su interés personal”.
  • Los banqueros invariablemente encuentran la mayor ventaja en aprovecharse de los participantes sencillos o los que no tienen los mismos incentivos para ganar dinero.
  • El comportamiento de los banqueros se suele autoperpetuar, al menos durante un tiempo.
  • El papel disciplinario normal de los mercados se ve entorpecido por la repetida intervención del gobierno.
  • Aunque la opinión del mercado no siempre es la correcta, la mayoría de las veces lo es.
  • La calidad crediticia para suscribir un préstamos en el New Century era tan baja “que podían haberle concedido un préstamo a un perro”.
  • Si se colocan juntas un número suficiente de hipotecas de alto riesgo procedentes de diferentes partes del país y de autores diferentes, se emiten diferentes tramos de valores contra ellas y efectivamente es posible convertir una cantidad considerable de ranas de alto riesgo en príncipes calificados AAA, siempre que la correlación entre el incumplimiento de pago de las cuotas sea baja.
  • Lo que resulta especialmente pernicioso acerca del riesgo de cola es que cuando se asume en grandes dosis, genera un incentivo para asumir aún más.
  • En muchas de las empresas agresivas que tienen dificultades, la gestión del riesgo se utilizaba básicamente para el cumplimiento normativo en lugar de como un instrumento de control de la gestión.
  • La culpa de fomentar la actual asunción de riesgo de cola que ponía en peligro a la empresa era de los altos directivos.
  • No asumir riesgos que no se comprenden es muchas veces la mejor forma de gestionar el riesgo.
  • La práctica de salarios agresivos parece haber acompañado al riesgo temerario y a rendimientos posteriores muy pobres durante la crisis.
  • La administración de esos bancos no parece haberse percatado de lo mucho que sus resultados dependieron de la suerte.
  • Teóricamente el mercado debería fomentar una buena gestión del riesgo y penalizarlo cuando es excesivo.
  • Todo el sistema de valores de la industria utiliza el dinero como la medida de todas las cosas.
  • Algunas fracturas y fragilidades se están haciendo más profundas.
  • Lo bueno y lo malo suelen estar estrechamente entrelazados.
  • Creo que tenemos que trabajar para reparar el sistema, pero hay mucho que vale la pena conservar.
  • Hay que limitar la capacidad de las finanzar para hacer daño y al mismo tiempo aprovechar su energía creativa.
  • El problema normalmente no es la racionalidad de las personas que toman la decisión. Más bien, es si las compensaciones aparentes de las decisiones reflejan por completo los costes y beneficios para la sociedad.
  • Nuestro objetivo debería ser conseguir que los responsables de las decisiones interioricen todas las consecuencias de sus decisiones, en lugar de evitar que tomen alguna decisión.
  • Un sistema financiero saneado que beneficia a los ciudadanos requiere competencia e innovación.
  • En general, en una economía en cambio constante, el apalancamiento es con frecuencia una gran fuente de inestabilidad, pues significa que el sistema no se adapta al cambio.
  • La esencia del capitalismo de libre empresa es la libertad de fracasar, además de tener éxito.
  • Las nuevas normativas tienen que ser integrales, no discrecionales, contingentes y rentables.
  • Cuando sea posible, quien asuma el riesgo debería sufrir sanciones determinadas si el riesgo se materializa. Las sanciones extremadamente elevadas frenarán incluso el riesgo ordinario, así que habrá que calibrar adecuadamente las sanciones.
  • Algunos banqueros veteranos recuerdan con nostalgia la época en la que los bancos de inversiones estaban formados por socios que se jugaban todo su patrimonio.
  • Podrían diseñarse formas de adjudicar a los directivos la responsabilidad de una parte del riesgo, aunque no necesariamente de todos los tipos de crédito.
  • La clave es no ser ni demasiado intrusivo para que los supervisores sustituyan constantemente su criterio por el del sector privado, ni ser tan laxo que ignoren la acumulación de riesgos sistémicos.
  • Hay muy pocas instituciones financieras que conozcan los riesgos que corren cada día.
  • No hay ninguna razón inherente por la que el gobierno deba intervenir tan conspicuamente en el mercado hipotecario, aparte del hecho de que la clase media se ha acostumbrado cada vez más a la subvenciones para la adquisición de una vivienda.
  • El gobierno sencillamente no puede permitirse que las compañías financieras o el mercado lo consideren un blandengue.
  • Las entidades que son de sobra conocidas por ser demasiado sistémicas para fracasar no sólo tienen unos incentivos distorsoinados, sino que también tienen una ventaja competitiva sobre las entidades que no disfrutan de esta protección implícita.
  • La flexibilidad de las autoridades para decidir quién es demasiado sistémico para fracasar otorga un enorme margen para acciones discrecionales y, por ende, para la corrupción.
  • Ententar evitar que las instituciones alcancen una importancia sistémica. Obligarlas a tener amortiguadores adicionales en el sector privado. Encontrar vías para que las autoridad puedan permitir que fracasen.
  • Prohibir las fusiones de grandes bancos o fomentar la escisión de los grandes bancos con propensión a meterse en problemas.
  • Un sistema es frágil si depende demasiado de una sola institución, mercado, agencia reguladora o normativa.
  • Cuando un empleado del Tesoro pasa de organizar rescates en el sector financiero directamente a dirigir uno de los bancos con mayor necesidad de ser rescatado, la confianza del público se tambalea. Al margen de lo honorable que sea la intención del individuo en cuestión o de lo escrupuloso que sea el nuevo empresario a la hora de evitar conflictos de intereses, las operaciones, por decirlo con suavidad, apestan.
  • Emplear la transparecnai para atraer el público interesado a supervisar la relación entre el gobierno, o la agencia reguladora, y el sector financiero.
  • Louis Brandeis: “No creas que puedes encontrar un remedio universal para las condiciones malignas o las prácticas inmorales al efectuar un cambio fundamental en la sociedad. Las instituciones correctivas son susceptibles de caer bajo el control del enemigo y convertirse en instrumentos de opresión”. “Se dice que la luz del sol es uno de los mejores desinfectantes; la luz eléctrica es el policía más eficiente”.
  • No todas las clases de desigualdad en los ingresos son económicamente dañinas. Los salarios altos sirven para recompensar a los que tienen mucho talento y a los que trabajan duro.
  • Cuando los únicos caminos hacia un salario elevado son el nacimiento, la influencia, la suerte o el engaño, las diferencias salariales no actuarán como acicate del esfuerzo.
  • ¿Por qué molestarse cuando el esfuerzo no se ve recompensado?
  • Como los problemas serán más severos entre los niños de las familias pobres y con un bajo nivel educativo, perpetúan el ciclo de la pobreza.
  • A la edad de ocho años, la inteligencia, según las medidas estándares, está bastante bien establecida.
  • En 1966, el influyente informe Coleman concluyó que el entorno familiar era la mayor influencia sobre el rendimiento escolar, más que cualquier otra medida del entorno escolar, incluido el gasto por estudiante de los distritos escolares.
  • Como ha expuesto el premio Nobel James Keckman, muchas de las diferencias entre los niños se establecen en las primeras etapas: gran parte de las lagunas en las capacidades observadas a la edad de dieciocho años ya están presentes a los cinco años.
  • Los estudiantes de escuelas católicas suelen ser mejores que los estudiantes de las escuelas públicas urbanas, quizá porque producen estudiantes más disciplinados y motivados.
  • La atención médica estadounidense no parece ser rentable.
  • La lujosa vida de los ricos y poderosos, sus modas y sus gustos cambiantes servían para dar trabajo a muchos.
  • Una economía llena de fervorosos ahorradores no puede prosperar durante mucho tiempo porque nadie puede tener ingresos si nadie gasta dinero.
  • Herbert Stein: “Si algo es insostenible, entonces algún día acabará”.
  • ¿Cómo podemos conseguir la cooperación mundial? Creo que la respuesta está en una reorganización fundamental de las instituciones multilaterales, como el FMI, y las formas de relacionarse con los países soberanos.
  • El FMI en lugar de tratar de ser como la OMC y utilizar el poder duro, debería emular los métodos de Osfam y servirse del poder blando.
  • Uno de los peligros de tener un sistema financiero ineficiente dominado por los bancos es que las empresas bien relacionadas en el sistema consiguen préstamos, pero otras no.
  • Las fracturas que han desembocado en los desequilibrios comerciales mundiales y han creado el mundo actual son profundas.
  • Se repiten los tópicos, pero todo el mundo sabe que no se hará nada.
  • Esta crisis ha derivado de una confusión sobre los papeles correctos del gobierno y el mercado. Tenemos que recobrar el equilibrio y tengo la esperanza de que así será.

Enlaces relacionados:

  • Blogs: 1 y 2.

Libros relacionados:

raul

9 comentarios to “Grietas del sistema de Raghuram G. Rajan – Apuntes Breves”

  1. […] más tarde. « Los paraísos fiscales de Juan Hdez Vigueras – Apuntes Breves Grietas del sistema de Raghuram G. Rajan – Apuntes Breves […]

  2. […] Grietas del sistema de Raghuram G. Rajan. […]

  3. […] Grietas del sistema de Raghuram G. Rajan. […]

  4. […] Grietas del sistema de Raghuram G. Rajan. […]

  5. […] Grietas del sistema de Raghuram G. Rajan. […]

  6. […] Grietas del sistema de Raghuram G. Rajan. […]

  7. […] Grietas del sistema de Raghuram G. Rajan. […]

  8. […] Grietas del sistema de Raghuram G. Rajan. […]

  9. […] Grietas del sistema de Raghuram G. Rajan. […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: