Raul Barral Tamayo's Blog

Pasen Y Vean [R]

Por qué todo el mundo debe a todo el mundo y nadie puede pagar de John Lanchester – Apuntes breves

Posted by Raul Barral Tamayo en Martes, 3 de abril, 2012


© John Lanchester, 2010.

Aunque el autor es conocido del público lector español gracias a varias novelas, en este libro describe, para el lector no especializado, la crisis económica mundial del capitalismo del final de esta primera década del siglo XXI.

Con gran conocimiento del tema, soltura estilística y ácida ironía, nos va explicando cómo funcionó esta economía de la pura especulación. Es interesante el pa­pel que tuvieron en la crisis los cálculos demencialmente equivocados que los matemáticos financieros realizaron acerca del riesgo.

Otro factor primordial de la crisis fue la dejación de la función reguladora por parte de las ins­tituciones oficiales que representan los intereses de los contribuyentes, quienes serán los que pagarán la factura del desastre.

Finalmente, encontramos la apelación eco­nómica y ética a la idea de respetar el concepto de “sufi­ciente” y de poner los límites al afán de posesión para construir una economía sostenible y satisfactoria para la humanidad en su conjunto.

John Lanchester nación en Hamburgo en 1962. Creció en Calcuta, Rangún, Brunéi y Hong Kong, se educó en Oxford y se casó en Reno, Nevada. Ha ejercido de reseñista de libros, periodista futbolístico, escritor de necrológicas y crítico de restaurantes para El Observer de Londres

Algunas de las cosillas que aprendí leyendo este libro que no tienen porque ser ni ciertas ni falsas ni todo lo contrario:

  • Mucha gente brillante y culta no tiene ni idea de los elementos básicos de la economía.
  • Las consecuencias de la crisis dominarán la economía y la política de nuestras sociedades durante por lo menos una década.
  • Muchos consumidores y tomadores de préstamos fueron personalmente irresponsables; pero se les alentó a que lo fueran.
  • La crisis se basó en un problema, un error, un fallo y una cultura; pero antes que de todas estas cosas, fue resultado de un clima, el clima que siguió a la victoria del mundo capitalista sobre el comunismo y a la caída del Muro de Berlín.
  • La población de Occidente se beneficiaba de la existencia, las políticas y el ejemplo del bloque socialista.
  • Después de la Segunda Guerra Mundial, las democracias liberales occidentales se dedicaron durante varias décadas a la cuestión de cómo acomodar el potencial de crecimiento económico del capitalismo al imperativo político de mejorar las condiciones de vida de la gente común. Entonces cayó el Muro y, en distinta medida, los gobiernos de Occidente empezaron a abandonar el aspecto de justicia social del proyecto general de la posguerra.
  • El principio básico de la banca es pagar una tasa de interés baja a la gente que presta dinero y cargar una tasa de interés mayor a la que lo toma prestado.
  • La banca no sólo implica la gestión del riesgo; la banca es la gestión del riesgo.
  • En las circunstancias actuales no es nada misteriosa la razón por la que los bancos acumulan cada céntimo que pueden conseguir y piden todos los préstamos posibles; lo hacen con el fin de “desapalancarse” y reconstruir su capital lo más rápidamente posible.
  • Charles Morris: “El crédito es el aire que resiran los mercados financieros, y cuando el aire está envenenado, no hay lougar donde esconderse”.
  • Si los bancos se quedan con los brazos cruzados a la espera de la recuperación de los precios, la economía se detiene.
  • Larry Summers: “Es más fácil estar a favor de soluciones más radicales cuando uno vive a miles de kilométros que cuando se trata de tu propio país”.
  • En la actualidad, los derivados tienen mala prensa, pero es precio reconocer su papel en la larga historia del intento humano por comprender, controlar y ganar dinero a partir del riesgo.
  • Las primeras investigaciones sobre el riesgo surgieron de la curiosidad de los jugadores. La probabilidad y el riesgo comenzaron a ser algo controlable.
  • Los derivados financieros eran ya un elemento antiguo de los mercados financieros. En su forma más simple, un agricultor convenía un precio para su siguiente cosecha con unos meses de anticipación, y el derecho a comprar esa cosecha era un derivado que podía a su vez ser vendido. El nombre proviene del hecho de que su valor deriva de los productos subyacentes.
  • En la actualidad, las formas más simples de derivados son las opciones y los futuros. Una opción otorga el derecho, pero no obliga, a comprar o a vender algo en un período prefijado y a un precio estipulado.
  • Las opciones  y los futuros han sido productos muy importantes en la historia financiera y no es mera casualidad que el primer gran desarrollo de estos derivados se produjera en los mercados de materias primas.
  • Lo revolucionario del trabajo de Black y Scholes era una ecuación que permitía calcular el precio de los derivados financieros sobre la base del valor del activo subyacente.
  • El poder de los derivados resulta irresistible para quienes están poseídos por un conocimiento absoluto, de que el mercado irá al alza. Los expertos financieros suelen estar poseídos por este tipo de certezas.
  • La lista de operadores individuales que han perdido en una sola operación más de mil millones de dólares sobre derivados financieros no es corta.
  • Otra cualidad importante de los derivados es su complejidad. Estamos muy, muy lejos de una sencilla estimación de la cosecha de trigo de la siguiente temporada.
  • En este negocio hay doctores en matemáticas en todas sus fases.
  • Confundir el riesgo con la incretidumbre es cavarse la propia fosa. Es lo que ocurrió con el LTCM.
  • Warren Buffet: “El único límite del espectro de contratos sobre derivados es la imaginación del hombre”.
  • Buffet odia los derivados financieros, sobre todo porque prefiere saber qué sucede en las compañías en las que inviert, y con los derivados eso es imposible.
  • El CDS, que es inventó como un medio de asegurar el préstamo, terminó potenciando y extendiendo los riesgos por la totalidad del sistema financiero mundial.
  • Los precios de la vivienda suben y bajan, pero lo principal es no prestarles atención en absoluto, a menos que se tenga un buen motivo para mudarse.
  • Si usted tiene una hipoteca, no es dueño de su propia vivienda, y es bueno recordarlo. Su vida depende de una cifra: la tasa de interés.
  • Gran bretaña no puede adoptar el euro porque su mercado hipotecario, y en consecuencia sus tasas de interés, son demasiado importantes desde el punto de vista político. Nosotros tomamos mucho más dinero prestado, por más tiempo y con mucho más riesgo.
  • La tasa de interés del dólar no es la tasa de interés del planeta, pero en muchos aspectos se aproxima a ello.
  • Si hay algo que la economía y los mercados odien, es la incertidumbre.
  • El capital comienza a buscar nuevos modos de crecimiento y de reproducción. Si las fórmulas antiguas no funcionan, el dinero buscará nuevas fórmulas.
  • Nuestra percepción intuitiva de los riesgos y de las cifras es limitada. Somos mucho menos rigurosos y racionales de lo que creemos.
  • El mundo del dinero gira íntegramente en torno al riesgo. La gente busca activamente el riesgo, porque una inversión más arriesgada será una inversión más productiva.
  • El viejo principio, que mi padre tanto citaba, según el cual “lo único que se necesita para ser un genio de la inversión es poca memoria y un mercado al alza”.
  • Angela Merkel: “No debería permitirse que ningún banco llegara a ser tan grande como para poder chantajear gobiernos”.
  • En un mundo que se va quedando sin recursos, la idea más importante desde el punto de vista ético, político y ecológico puede resumirse en una sola palabra: “basta”.

Enlaces relacionados:

Otros libros relacionados:

raul

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: